123ArticleOnline Logo
Welcome to 123ArticleOnline.com!

ALL >> Religion >> View Article

Paul Chehade - El Problema Del Medio Oriente.

By Author: Paul Chehade
Total Articles: 135

Paul Chehade - El Problema del Medio Oriente.

Aprendamos a respetar a las personas sin hacernos prejuicios discriminando a los demás por sus diferencias raciales, religiosas y culturales en todo el mundo hay personas buenas y menos buenas y es nuestro deber ayudarnos unos a otros.

El Problema del Medio Oriente es muy delicado puesto que se involucra conceptos Raciales, Religiosos, Culturales y Económicos, siendo necesario mencionar el gran fanatismo que aumenta su peligrosidad para toda la humanidad.

Crear una identidad nacional donde no existe historia nacional. No tiene históricamente nada que ver con la identidad árabe o hebrea.

Dos componentes centrales de este mito creado son la conversión de lo bíblico en un estado árabe musulmán, al tiempo que se enseña a los palestinos que son descendientes de los cananeos bíblicos, que resulta que también se convierten en musulmanes. Con los cananeos e hebreos (judíos - israelíes) convertidos en árabes, y la conversión del Israel antiguo el islam, tomando la judía antigua documentada durante miles de años de literatura antigua, y borra la palabra "judía" y la sustituye por la palabra "árabe".

Este revisionismo histórico creativo no es nuevo. No se pueden negar los miles de años de historia el pueblo de Israel y muchos otros en un territorio "La Palestina", Se pueden juntar los antecedentes históricos que se desarrollaron en un territorio, se debe respetar la historia de cada pueblo que habitaba y/o habita en la región.

La denegación incesante de la historia y el derecho a existir, y la invención de una historia han sido la espina vertebral del adoctrinamiento y educación durante años dando información no correcta y derivando en fanatismo las tendencias religiosas de las partes envueltas en el conflicto.

En los años de mi juventud y no hace mucho se aceptaba que el hombre decencia del mono según Darwin y con el soplo divino llego a ser el hombre como lo conocemos. Este concepto básico se demostró que no es real y muchos lo asimilamos sin cuestionarnos. Dejando ver que a mayor conjunto de pruebas o descubrimientos los conceptos evolucionan.

El Antiguo Testamento es la historia del pueblo Hebreos (Judío - Israelí) que se convirtieron a las enseñanzas de Cristo, La Biblia que es la unión de los dos Antiguo y Nuevo Testamento se realizo cuando Constantino era Emperador de Roma con la única idea de conservar unido un imperio en decadencia, dejando solo lo que creían que no pudiera ser perjudicial para sus imperio. El Emperador Constantino no era cristiano y solo se bautizo antes de morir.

En el territorio de "La Palestina" en la época de Cristo se hablaba el Arameo (Legado del Pueblo Asirio) el Hebreo y el Latín.

En la península Arábiga habitaban Tribus Árabes y gracias al Profeta Mahoma surge este movimiento unificador basado en sus enseñanzas. El Corán al igual que la Biblia unen principios morales admirables. El Profeta Mahoma dijo que se levanten en y defiendan sus ideales él era un hombre sabio y pacifico.

El Islam, aquellos que vinieron luego de Mahoma lo vieron como un motivo de vida y muchos pueblos nómades se unieron bajo este concepto, adoptando la lucha armada para dominar otros pueblos siendo de esta manera que se unieron muchos pueblos con diferentes razas y culturas para vivir según lo dicho en el Corán.

Cuando el Islam se expande y en el tiempo domina toda la región se universalizo el idioma Arameo y aquellos que eran Hebreos (Judíos - Israelitas) y cristianos quedaron reducidos a pequeños grupos bajo dominación. Cabe mencionar que la palabra globalización se empezó y a aplicar hace pocos años y estos tres grupos religiosos no se mesclaban pero Hebreos convertidos al Cristianismo y Gentiles (No Hebreos (Judíos - Israelitas) convertidos al cristianismo no se mesclaban ni se casaban con musulmanes. Solo vivían en paz al inicio guardando cada uno su lugar y respetando cada uno las costumbres del otro.

Posteriormente vienen muchas invasiones siendo la mas desgastante la del Imperio Turco Otomano. Entrando en la época moderna siguieron Ingleses, Franceses.

Este ultimo motivo fue lo que impulso a gran parte de nuestros familiares a salir de los territorios Palestina, Siria y Líbano tanto que llegaron a el Continente Americano con Documentos Turcos y algunos de ellos con Documentos Ingleses y Franceses.

Debemos analizar con un criterio frio sin ningún fanatismo la historia y ser en lo posible imparciales puesto que estos conflictos dañan muchas personas y solo benefician económicamente a un grupo muy pequeños de personas sin escrúpulos.

ANTECENDES HISTORICOS:

En Medio Oriente, cada una de las partes en conflicto usan a la Historia para legitimar su derecho al territorio de Palestina. Los judíos alegan que sus ancestros vivieron allí hace más de tres mil años y, aunque después se dispersaron por el mundo, sus raíces y su destino están en esa "tierra prometida" por Dios; los árabes musulmanes acusan que el estado judío fue una imposición de Occidente -y un acto de intervencionismo- sobre un territorio que conquistó el Islam desde el siglo VII d.C.. La realidad es que actualmente judíos y musulmanes viven en el mismo territorio y, a pesar de la Historia, el futuro de Palestina le pertenece a ambos pueblos.

La historia de Palestina es larga y compleja. Su situación geográfica, de corredor natural entre Asia y África y con salida al mar Mediterráneo, la convirtió desde temprano en una zona estratégica, tanto para el comercio como para la política y para el intercambio cultural. Muchos pueblos han vivido y combatido en Palestina.

Historia antigua del la Palestina:

El registro arqueológico más antiguo que se tiene del ser humano en Palestina es de hace cientos de miles de años. En este territorio subsisten restos de algunas de las aldeas más antiguas de la humanidad, como Jericó, en el río Jordán, o Beidha, al sureste del mar Muerto, que datan del 9 mil al 5 mil antes de nuestra Era.

La historia del pueblo Hebreo, entre el Antiguo Testamento y la verdad histórica:

Los Hebreos entienden su identidad histórica como una mezcla entre la historia "científica" (hecha a partir de datos arqueológicos, testimonios escritos, etc.) y la historia sagrada. Para el judaísmo, la historia de la humanidad involucra las acciones de Dios y la respuesta del ser humano. En relación a la historia antigua de los Hebreos, prácticamente la única evidencia que se conoce de los primero doscientos años de los en Palestina son los libros del Antiguo Testamento.

Según el Antiguo Testamento, los representantes más antiguos de los Hebreos eran patriarcas de origen semita, que llegaron a Palestina desde el Este (entre ellos el patriarca Abraham). Las tribus de los patriarcas llevaban una vida seminómada y, según indican datos arqueológicos, estos grupos tribales pudieron haber llegado a Palestina entre el siglo XX y el XIV a.C. Las tribus hebreas compitieron por la tierra con los habitantes que ya se encontraban allí, culturalmente más avanzados, como los cananeos, filisteos y otras tribus.

Desde el punto de vista del Antiguo Testamento se establece que los Hebreos permanecieron en Palestina hasta que llegó una temporada de sequía y el nieto de Abraham, Jacob (también llamado Israel), se trasladó a Egipto, donde la región del río Nilo les aseguraría granos, caza y pesca. Esta se conoce como la primera diáspora del pueblo judío. Según la historia bíblica, los descendientes de Jacob, o Hebreos, se convirtieron en esclavos en Egipto. En esas circunstancias, el profeta Moisés recibió la señal divina de regresar a Canaán, la Tierra Prometida. Durante los 40 años que viajaron por el desierto del Sinaí, Moisés transmitió a los Hebreos la idea de un Dios único, los arengó en contra de la idolatría y les entregó diez mandamientos de la ley divina. Aunque no hay una comprobación histórica de la diáspora y el regreso de los Hebreos a Palestina se sabe que, efectivamente, cerca del silgo XIII grupos Hebreos conquistaron a los cananeos.

Parece que ante la necesidad de defensa, los Hebreos se unieron en una sola comunidad. En el terreno religioso, se cree que esta unión se relaciona con la transformación de la idea del dios de la tribu a la concepción de un único dios (Yaveh), que les había ordenado ocupar la "tierra prometida" y que algún día enviaría un Mesías destinado a liberar a su pueblo de todo sufrimiento. No olvidemos que el judaísmo fue la primera religión monoteísta de la historia de la humanidad.

En fin, que al ocupar el territorio de los cananeos, éste se repartió entre las tribus hebreas, que según la tradición religiosa eran doce. Esta época se conoce en la historia sagrada como el periodo de los Jueces y, según los historiadores, entonces se asimilaron muchos de los elementos culturales de los cananeos. Más tarde, se fundó el reino Israel, cuyo primer soberano fue Saúl (1012-1004 a.C.). Su sucesor fue David (1004-965 a.C.), que estableció la capital en Jerusalén y después reinó Salomón (965-955), con quien Israel alcanzó su máximo esplendor. Entre otras obras, Salomón erigió el Templo de Jerusalén (962-955 a.C.). A la muerte de Salomón, el reino se dividió en dos, Israel al norte y al sur Judá. Las luchas internas entre ambos reinos y contra los reinos de transjordania debilitaron a los judíos. En el año 721 a.C., los asirios destruyeron el reino de Israel, que había durado dos siglos, y lo fusionaron con otras regiones de su imperio para construir la provincia de Samaria.

En el año 597 a.C. los babilonios, que habían dominado a los asirios, devastaron el reino de Judá con Nabucodonosor II al frente, destruyeron Jerusalén en el año 587 a.C. y deportaron a miles de judíos a Babilonia. Esta deportación constituyó la fase final de la dispersión de los judíos, cuando desaparecieron diez de las doce tribus semitas. A partir de entonces, la región de Palestina padeció el vasallaje de diversos imperios. En 538 a.C. los persas conquistaron Palestina, y el rey Ciro permitió a los judíos volver a su tierra y reconstruir el templo de Jerusalén; a partir de 332 a.C. invadieron el territorio los macedonios y griegos; después los egipcios y los sirios y finalmente los romanos (63 a.C.), quienes crearon las provincias de Siria, Palestina y Decápolis. Durante la dominación romana el judío Jesús de Nazareth predicó las enseñanzas que fundaron el cristianismo. Cuando las legiones romanas destruyeron Jerusalén y el segundo Templo en el año 70 d.C. casi todos los judíos huyeron de Palestina y desde entonces vivieron como minorías discriminadas entre otros pueblos. En esta época se establece la segunda diáspora.

A lo largo de mil años, Palestina pasó a manos de los bizantinos, cristianos, árabes musulmanes, cruzados europeos, mamelucos egipcios, turcos otomanos y desde 1917 a los británicos. En 1948 se fundaron allí dos estados, el judío (Israel) y el árabe.

Los musulmanes llegan a Palestina en el siglo VII:

El Islam surgió con el profeta Mahoma en el siglo VII d. C. La predicación de Mahoma no fue bien acogida en La Meca y en el año 622 él y sus seguidores tuvieron que huir a Medina. Esta huída o hégira constituye el año cero del calendario musulmán. Antes de morir en 632, Mahoma pudo volver y conquistar La Meca, entonces también expresó su deseo de llevar el Islam a los pueblos del norte.

Después de la muerte del profeta, el Islam se transformó de una pequeña comunidad religiosa en un poderoso imperio político. Durante esa época, del siglo VII a mediados del siglo VIII, el Islam fue gobernado por una sucesión de califas o "sucesores" de Mahoma. Las tropas musulmanas, con el Corán y la espada, no tardaron en conquistar extensos territorios de las grandes potencias. Inicialmente, la religión impulsó la expansión de los musulmanes, pero también contribuyó a esta expansión la pobreza de Arabia, asolada por la sequía y con una carencia casi absoluta de recursos. Esta escasez había provocado que generaciones de árabes emigraran al norte, adentrándose en la zona fértil de Palestina por el norte de Siria, y hacia el sudeste, pasando por los valles de Éufrates y el Tigris hasta llegar al golfo Pérsico.

Seis años después de la muerte del profeta, en el año 638, las tropas del califa Omar derrotaron a los bizantinos en el río Yarmuk, en la actual Siria, y los musulmanes se convirtieron en los nuevos gobernantes de Palestina.

Los cruzados en Tierra Santa:

En el 1009 el califa Al-Hakim dio órdenes de destruir la Iglesia del Santo Sepulcro; aunque no fue destruida en su totalidad, sufrió daños.

Esta agresión propició que los cristianos de Europa organizaran grandes expediciones conocidas como las Cruzadas, para recuperar los lugares santos. Se realizaron alrededor de ocho cruzadas y se creó el reino Latino de Jerusalén, que duró menos de un siglo. En 1098, los cruzados derrotaron a los defensores sarracenos y turcos de Jerusalén, objetivo principal de la Cruzada y mataron a miles de judíos y musulmanes luego de caer la ciudad en 1099. El día de Navidad de 1101, un franco, Balduino de Boloña, fue coronado rey de Jerusalén. En el año 1187, los musulmanes unidos bajo el mandato del sultán Saladino I derrotaron a los cruzados y retomaron Jerusalén.

Los Hebreos (Judíos - Israelitas) regresan a la "tierra prometida":

Durante 400 años Palestina formó parte del imperio turco otomano, del siglo XIV a 1917. En diciembre de 1917, fuerzas británicas entraron a Jerusalén y la convirtieron en capital del Mandato Británico sobre Palestina y Transjordania. Los escasos judíos que habían quedado dispersos por los viejos barrios de Jerusalén lograron organizarse por medio del movimiento sionista nacido en 1896 a partir del libro El estado judío, del periodista vienés Theodor Herzl, que proponía la creación del estado judío de Palestina.

Asimismo, después de la caída del Imperio Otomano, los pueblos árabes tendieron a fundar estados independientes. En Palestina, tales tendencias entraron en conflicto con los activistas sionistas. La situación se agudizó debido a la ambigua actitud de la política británica frente a judíos y árabes. Para ganarse el apoyo de ambos grupos en la Primera Guerra Mundial, el gobierno británico prometió a los dos prestarles su apoyo en sus deseos independentistas. En la Declaración de Balfour de 1917, Gran Bretaña manifestó estar de acuerdo en la creación de un estado para el pueblo judío en Palestina.

En junio de 1922, la Liga o Sociedad de Naciones reconoció "la conexión histórica del pueblo judío con Palestina" y exhortó a Gran Bretaña a "facilitar la inmigración y el asentamiento de judíos en ese país". Ese año. Gran Bretaña estableció el emirato árabe de la Transjordania (hoy Jordania) dentro de tres cuartas partes del territorio del Mandato y prohibió que los judíos se asentaran allí. En 1932, Gran Bretaña cedió la Meseta del Golán a Siria.

La inmigración judía fue aumentando constantemente. Los crecientes enfrentamientos entre judíos y árabes desembocaron en el levantamiento árabe de 1936, sofocado conjuntamente por tropas británicas y grupos de autodefensa judíos. Con el fin de la Segunda Guerra Mundial, en la que el pueblo judío fue diezmado por los nazis, la oleada de inmigrantes aumentó y con ello la presión de que se creara en Palestina un estado judío.

El renacimiento nacional judío tropezó desde un principio con la oposición de los nacionalistas árabes. La imposibilidad de Gran Bretaña de reconciliar las exigencias de la comunidad judía y de la árabe llevaron al gobierno británico a pedir que la "cuestión palestina" fuera incluida en la agenda de la Asamblea General de las Naciones Unidas. El 29 de noviembre de 1947, la Asamblea votó la partición de Palestina en dos estados: uno judío y otro árabe. La comunidad judía aceptó la partición, los árabes la rechazaron.

Conflictos árabe-israelí en Oriente Medio según conceptos actuales del mundo anglosajón:

El Oriente Medio o Medio Oriente designa, en el mundo anglosajón, a una extensa zona de Asia que comprende desde Siria hasta la región iraní-afgana, incluyendo la Península Arábiga. En el siglo XX, la considerable reserva de petróleo en la región le confirió una importancia estratégica y económica. Esta región ha tenido períodos de relativa paz y tolerancia, interrumpidos por conflictos y guerras como el conflicto árabe-israelí, la ocupación de Irak desde el año 2003 y el programa nuclear de Irán.

Si nos centramos en el conflicto árabe-israelí, por ser uno de los más intensos en el ámbito político, social y bélico desde el año 1947, es necesario hablar de la región de Palestina. Palestina representa la Tierra Prometida por Dios al Pueblo de Israel, a la que llegaron Abraham y los primeros patriarcas entre el siglo XX y el XIX a.C. En el año 597 a.C. los babilonios devastaron el reino de Judá con Nabucodonosor al frente, destruyendo el Templo y provocando la caída de Jerusalén en el año 587 a.C. Esto supuso la deportación de miles de judíos a Babilonia hasta el año 538 a.C., cuando el rey Ciro permitió a los judíos volver a su tierra y reconstruir el Templo de Jerusalén ("segundo Templo"). Desde el siglo IV a.C., el territorio palestino fue invadido por macedonios y griegos, por egipcios y sirios, y finalmente por los romanos en el año 63 a.C. Cuando las legiones romanas destruyeron Jerusalén y el segundo Templo en el año 70 d.C., casi todos los judíos huyeron de Palestina y desde entonces vivieron como minorías discriminadas entre otros pueblos.

Los musulmanes llegan a Palestina en el siglo VII d.C., sobre el año 638, seis años después de la muerte de Mahoma. Las tropas del califa Omar derrotaron a los bizantinos en la actual Siria y los musulmanes se convirtieron en los nuevos gobernantes de Palestina.

Desde hace casi dos mil años el pueblo de Israel estuvo sin territorio, sin tierra, sin sacerdocio, sin sacrificio, como abandonados de la mano de Dios. Después de la Segunda Guerra Mundial, en el año 1948, la ONU reconoció el Estado de Israel. Y contra todos los pronósticos, en la Guerra de los Seis Días en el año 1967, los judíos recuperaron la ciudad de Jerusalén, y todavía más aún, en el año 1993, el Vaticano reconoció al Estado Judío. Este hecho es de suma importancia pues viene a dar luz al cumplimiento de una profecía que estaba pendiente de cumplimentarse desde la época de Jesucristo, y que se encuentra vinculada a numerosos acontecimientos que están por venir (Romanos 9-11).

Al día siguiente de la fundación de Israel, los países de la Liga Árabe (Egipto, Siria, Irak, Líbano, Transjordania) declararon su inconformidad e iniciaron la invasión del territorio israelí. Las fuerzas israelíes eran menores a las árabes, pero la descoordinación de los árabes y el apoyo, en armas y equipos, que obtuvieron los israelíes de Checoslovaquia y Estados Unidos favorecieron a Israel y en 1949 se firmó un tratado de alto al fuego.

Desde las primeras décadas del siglo XX, la presencia de judíos en Palestina ha provocado el rechazo de los árabes musulmanes. Una de las vías por medio de las cuales los palestinos ejercen presión política sobre Israel es a través de atentados terroristas. En 1992 se inició la práctica de suicidas-bomba, que desde entonces mantiene en estado de alerta a la población civil israelí. Hamas, Brigadas de mártires de Al-Aqsa, Jihad islámica y Hizballah son grupos armados musulmanes que buscan destruir a Israel y combatir su ocupación en el territorio de Palestina.

El ambiente de tensión y guerra que se desarrolla en la zona parece no calmarse nunca, mientras Irán da la sensación de continuar con su proceso sigiloso de enriquecimiento de armamento nuclear. Quizás, todo lo que viene sucediendo en Oriente Medio en los últimos años sea el principio de una mayor conflagración mundial que aún está por llegar.

¿QUIÉNES VIVÍAN EN PALESTINA Y QUIÉNES DEBIERAN TENER DERECHOS SOBRE PALESTINA?

Para poder precisar en forma clara y sin equívocos la situación de Palestina, es necesario recurrir a la historia de ese lugar, y para ello se hace necesario remontarse a los orígenes Paleo-Históricos de la zona, y obtener una visión más explicativa y exacta.

Palestina fue poblada desde épocas antiquísimas. El paleolítico, el mesolítico y el neolítico se hallan representados por numerosos hallazgos, esparcidos por toda la zona, junto con artefactos paleolíticos se hallan restos de la raza humana típicas del período, el “Neandertaloide”.

Los historiadores estiman que en el año 250.000 AC surge el Hombre de Neanderthal, según los restos arqueológicos encontrados en Ubridiya.

Del mismo modo hay vestigios que en el año 60.000 AC se descubre del fuego en Palestina.

Entre el año 70.000 y 40.000 AC, se produce la transición del Hombre de Neanderthal al Homo Sapiens. Esta evolución deja testimonios históricos, como son las escenas de caza pintadas en los muros de las cuevas, en el Monte Carmelo.

En el mesolítico (entre el 10.000 y el 7.000 AC), en Palestina se produce el vuelco en la forma de vida del normandismo, en que eran cazadores-recolectores, al sedentarismo, en que pasan a producir sus propios alimentos (desarrollando la agricultura y el pastoreo), desarrollándose un tipo peculiar de cultura, “la natufiana”, denominada así por el Wadi en-Natúf, lugar donde fue descubierta.

En el neolítico (año 7.500 y 3.000 AC), se halla otro tipo de cultura característica de la zona, “la yarmukiana”, recientemente descubierta en el Valle de Yarmurk.

En este período lo más importante de Palestina es la fundación de Jericó, la ciudad más antigua del mundo, el año 7.500 AC.

Ya vive gente en Palestina y los Judíos no han llegado.

Hacia fin de este período aparecen las primeras huellas de ciudades, que surgirán en el período siguiente la Edad del Bronce que se extiende entre el 3.000 y 2.000 AC.

Entre los años 3.500 y 3.150 AC se funda una serie de ciudades estados como por ejemplo : Jerusalén, Meggido, Gezzer, Bet. Shain.

La investigación moderna ha identificado y en parte excavado una importante serie de restos de ciudades. Con los hallazgos arqueológicos concuerdan los documentos de los faraones egipcios, sobre todo los de Tutmosis III, y todavía más las tablillas de arcilla de “Tell el Amára”.

Respecto de los antecedentes de sus pobladores, los historiadores refieren que a partir del año 3.500 AC oleadas de inmigrantes de origen semita se dirigieron de la Península Arábica, hacia las tierras que hoy ocupan Egipto, Iraq, Siria, El Líbano y Palestina.

En el año 3.150 AC comienza a surgir la civilización Cananea y desde entonces, dicha zona comienza a ser conocida como “Tierra de Canaán” (la palabra “Canaán” significa “Tierra de la Púrpura”, ya que ese producto extraído de un marisco es el que hace conocida la zona).

Se sabe que en el año 2.500 AC los Amorreos invaden Palestina.

Del mismo modo se sabe que en ese mismo año, el 2.500 AC, desde la parte septentrional de Mesopotamia, los Hurritas emprenden expediciones hacia Canaán, entre otras zonas.

En ese 2.500 AC una de estas oleadas se estableció en Palestina, cuyos habitantes fueron conocidos como “Cananeos”.

En el año 2.000 AC, los Cananeos descubren el vidrio y elaboran la técnica del soplado.

Aunque en el Antiguo Testamento se denomina cananeo a todos los habitantes que habitaban al oeste del río Jordán, este gentilicio no es exacto, ya que los que moraban en esta zona se conocen como “Amontes”, los cuales se dividieron posteriormente en siete tribus : Amontes, Cananeos, Hititas, Hivitas, Girgasitas y Jebusitas.

Los Amontes presentaban las características particulares de los semitas y luego de su conversión en Cananeos, quedó ese nombre como único que generalizaba a la población semita. Así también otra de las ramas cananeas conocidas eran los Jebusitas que tenían su capital en Jerusalén, que había sido fundada por los Jebuseos, que era una tribu cananea que habitó Palestina en el siglo XXX AC, y que la llamaban “Yarosalem”, que es una palabra cananea que en árabe sería “Da Salem Ycase”. Salem es el Dios de Paz de los Cananeos, entonces sería algo como la casa del Dios de Paz.

A partir de esta época los historiadores asocian la historia de Palestina con Egipto, lo cual influyó en muchos factores en su desarrollo, así como, porque, la fuente más importante de esta información histórica se ha obtenido a través del estudio de las ruinas egipcias, de manera general conocida como egiptología.

Después de haberse establecido los Cananeos en el siglo XXV AC, comienza la primera guerra entre los habitantes de Palestina y Egipto, producida en tiempos de la V Dinastía Faraónica, posteriormente en el siglo XXIV AC, se conoció otra dirigida por el líder egipcio Wana en tiempos de la VI Dinastía Faraónica. Se sabe de esta guerra ya que en una cueva en Wana (un lugar de Egipto) se encontró un escrito de este líder indicando la guerra, pero sin indicar sus causas.

No se puede precisar cronológicamente los inicios ni el tiempo de duración de estas guerras, pero si se conoce de la influencia que tuvieron los Egipcios sobre los Cananeos, al finalizar estas guerras.

La actividad principal de estas agrupaciones cananeas, estaba centrada en la agricultura y durante esa época esta civilización llegó a ser una de las más florecientes de la historia.

A partir del año 2.000 AC, estas oleadas migratorias fueron formando estados en todas las regiones, los Cananeos establecidos en Palestina, formaron el Estado Cananeo.

Posiblemente el escrito más antiguo sobre esta etapa lo es el de Senoh, que fue uno de los individuos más influyentes en la XII Dinastía Faraónica, que acompañaba al hijo del Faraón Annemis en un ataque contra Libia, el cuál al recibir la noticia del asesinato del Faraón, regresa y atraviesa el Sinaí y se dirige a Palestina. Senoh, de lo visto durante su permanencia en Galilea alrededor de 1.970 AC, escribió de las uvas, el vino, la miel, las aceitunas, los rebaños, como un reflejo del florecimiento económico, en especial de la agricultura, siendo lo más importante la ayuda recibida para rechazar los ataques de las tribus conocidas con el nombre de Hiksos. Estos Hiksos eran un pueblo de origen discutido, llamados erróneamente pastores y cuyo nombre significa “Pueblos Extranjeros”.

A partir de 1.970 AC, fecha de la muerte del Faraón Annemis comienza una etapa de luchas contra los atacantes de Egipto, que era rechazado o no de acuerdo a la fortaleza que tuviera cada Faraón. Entre los primeros en atacar estuvieron los Hiksos que alrededor del año 1.730 AC lo hicieron a través de Palestina, debilitando así la influencia de la XII Dinastía Faraónica en el norte de Egipto. Después de 1.580 AC Egipto comenzó la lucha de liberación contra los Hiksos, en 1.567 AC Egipto invade Palestina y luego en 1.468 AC, Tohomos III invade la totalidad de la zona ocupando hasta la región de Al Asis (Siria).

Por otra parte, entre los pueblos con los que Egipto estaba en continua guerra se distinguían los Hititas, que a fines del siglo XV AC se hicieron fuertes en la Fenicia Boreal y comenzaron a penetrar en Palestina, donde algunos de los reyes de ésta dejaron de pagar los impuestos a Egipto y se sometieron al nuevo dominador.

En al año 1.992 AC, ascendió al trono de Egipto Ramses II, quien reunió un poderoso ejército y emprendió la lucha decisiva contra los Hititas. Producto de esta guerra fueron arrojados al sur de Palestina y Egipto recuperó su antiguo poder, aunque no por mucho tiempo.

En el año 1.400 AC, en Egipto, el Faraón Akenatón, intenta establecer una religión monoteísta, la que dura sólo hasta la muerte de éste, pero la idea del monoteísmo se expande y se desarrolla en los alrededores.

El llamado Mundo Antiguo:

En el año 1.350 AC, los Hititas vuelven a la carga y vencen a los Hurritas en Canaán, en una guerra que no inmiscuyó a Egipto.

Entre los años 1.300 y 1.200 AC se desarrolla de la escritura alfabética, en Palestina, lo que es llevado posteriormente, por los griegos a Europa.

A fines del siglo XII AC, comenzó una invasión de los pueblos de las islas situadas al este del Mediterráneo, quienes atacaron Egipto y fueron rechazados. En el mismo siglo XII AC, comenzó otra invasión de gran envergadura de estos pueblos, ocupando distintas zonas de la región, hasta tomar toda la costa de Palestina hasta la frontera con Egipto. Esta nueva invasión fue derrotada bajo la dirección de Ramses III, mediante dos batallas, una naval y otra terrestre, en el año 1.199 AC.

El victorioso Faraón autorizó a estos mismo pueblos invasores provenientes de estas islas mediterráneas a habitar la parte sur de la costa de Palestina. Los Filisteos o Pelesteos, cuyo origen probable era la isla de Creta, y que pertenecían a los llamados “Pueblos del Mar”, llegan a Canaán a establecerse y habitaron la zona costera que se encuentra entre Haifa por el norte y Gaza por el sur, lo cual formó la región Palestina en la llanura que se extendía desde Haifa hasta Gaza. Su conocimiento del fierro les otorga una superioridad en las armas, lo que les permite avanzar en su colonización, del oeste al este, venciendo a los Cananeos. Desde entonces, esta tierra es conocida como “Tierra de Filisteos” o “Filistin” (Palestina en Árabe).

Estos Pelesteos ocuparon cinco ciudades palestinas : Gaza, Ascalán, Akrom, Asdod y Get, fundando con ella cinco importantes ciudades-estados, y más hacia el interior establecieron dos : Zelag y Al-Led.

Los Pelesteos tenían su peculiar desarrollo, pero con rapidez empezaron a practicar la religión cananea y con el tiempo fueron desenvolviéndose poco a poco dentro de la sociedad cananea. Su idioma se mantuvo hasta el siglo V AC y permanecieron en Palestina durante muchos años.

Pero veamos la llegada de los Judíos a Palestina:

Alrededor del año 1.750 AC, desde la baja Mesopotamia, más específicamente de la Caldea Meridional, se produce una de las migraciones hasta extenderse por todo el Cercano Oriente y obviamente hasta Canaán. A las tribus de esta ola se les denomina Arameos. Dentro de estas tribus se encuentra una tribu hebrea o judía. Aunque su origen está todavía en discusión, los historiadores indican que era la tribu de Abraham, que migraron desde la ciudad de Ur (al sur de Iraq), con motivos (históricos) no precisados, posteriormente pasaron por Heran al norte de Siria y luego hacia el sur, llegando a la tierra de Canaán.

Viajes de Abraham:

Entre estas fechas, 1.750 AC, y 1.700 AC, cuando los Hebreos se trasladan a Egipto debido a una época de hambruna en las tierras de Canaán, las líneas de tiempo históricas exactas se pierden, pero veamos algunos otros antecedentes.

Algunos historiadores indican que esta tribu sólo estuvo no más 10 años en Canaán, por lo que se supondría que habría comenzado su traslado en 1.740 AC, pero una mayoría indica que se habrían mantenido por 50 años por lo menos, o sea entre 1.750 AC y 1.700 AC, especialmente por lo indicado en los textos bíblicos.

Enfoquémonos en estos para ver la situación de lo que supuestamente pasó antes de la salida a Egipto:

Abraham era un hombre muy mayor, y no tenía descendencia debido a que su esposa Sara no podía concebir hijos. Para esto Sara le pide a Abraham que tenga un hijo con una sirvienta egipcia llamada Agar. Esto hacía más menos 10 años que la tribu había llegado a Canaán.

En el Génesis se indica lo anterior y como Agar tuvo un hijo llamado Ismael.

El mismo Génesis, indica que 14 años después Sara concibe un hijo, al que se le llamó Isaac.

Abraham no considera que su hijo con Agar no era lo que quería Dios, y para no tener problemas hecha a Agar e Ismael de su casa, y nombra heredero a Isaac.

Se dice que ambos fueron errando por el desierto de Beerseba, donde estuvieron a punto de morir de sed. El ángel del Señor dirigió a Agar hacia una fuente de agua, lo que les salvó a ambos la vida. Ismael creció y se fortaleció en el desierto de Parán, al sur de Canaán, viviendo de su arco.

Según la creencia hebrea Dios le dio a Isaac sólo la porción de tierra correspondiente a lo que es Israel, y todo el resto del mundo a Ismael y su descendencia.

Ismael se casó con una egipcia. Fue padre de doce príncipes, según la promesa de Dios a Abraham, los que formaron 12 tribus-naciones. Tuvo además una hija, Mahalat, que vino a ser esposa de Esaú.

Ismael e Isaac sepultaron juntos a su padre Abraham:

Se desprende que los descendientes de Ismael habitaron desde Havila hasta Shur, que está frente a Egipto, en dirección de Asur. Se estableció, pues, frente a Isaac y su descendencia.

Según la versión islámica, Ismael y su madre Agar habrían dejado a Sara mucho antes de que Isaac naciera, y que Abraham se llevó a Ismael y a Agar y estableció un nuevo asentamiento en Meca, llamada Parán, de acuerdo con las instrucciones Divinas dadas a Abraham como parte del plan de Dios. Agar recorrió siete veces el camino entre dos colinas, Safa y Marwa, en busca de agua; esto se convirtió entonces en un ritual islámico de la Peregrinación anual a Meca de millones de musulmanes de todo el mundo. El pozo de agua debería ser el llamado ahora Zamzam. Abraham e Ismael construyeron más adelante la sagrada Kaaba en Meca. El lugar donde Abraham solía orar junto a la Kaaba está aún allí, llamado hoy día “Macam Ibrahim”, que en el lenguaje árabe significa “La Estación de Abraham”. Durante los rituales de la Peregrinación allí se realiza una oración especial.

Según el Islam Mahoma es un descendiente directo de Ismael y Abraham su patriarca.

Volviendo a Isaac, él tomó el nombre de Israel y su pueblo y descendencia se llamaron en Hebreos, o sea hijos de Israel, y por su parte Ismael dio como descendencia a los Ismaelitas, que no deben ser confundidos con la secta musulmana de los “Ismaelitas”.

Haciendo una analogía podemos decir que Ismael e Isaac son hijos de un mismo padre, y que los descendientes de Isaac o Hebreos son los Judíos, y que los Ismaelitas son los Arabes Musulmanes, así de simple.

Volvamos a los Judíos:

Isaac tuvo dos hijos, Esaú y Jacob, siendo este último el heredero de Isaac.

Jacob tuvo 11 hijos, y el menor fue José. Según textos bíblicos, éste fue vendido, debido a envidia, por sus hermanos a unos mercaderes que se dirigían a Egipto (Ismaelitas?), los que lo llevaron allá transformándose en esclavo de Potifar, un oficial de la Guardia del Faraón.

Las escrituras dicen que fue encarcelado debido al despecho de la esposa de Potifar, que no consiguió seducirlo.

No voy a entrar en detalles pero José fue acercado al Faraón, debido a su interpretación de sueños, referente a la hambruna que pasaría la zona, y llega a ser Primer Ministro.

Volvamos a la línea histórica:

El año 1.700 AC los Judíos migran a Egipto arrancando de la hambruna, apoyados por José y se establecen en la tierra de Gosén bajo la protección de Faraón.

Con el paso del tiempo, José muere, los faraones cambian y las cosas también cambian, y los Hebreos pasan en Egipto a condiciones de esclavitud.

El año 1.250 AC Moisés libera a los esclavos que estaban bajo la dominación de los egipcios y huye con ellos al Sinaí. Esto fue el inicio del éxodo que duró más de cuarenta años, sin que Moisés pudiera lograr su objetivo de llevarlos de vuelta a Canaán.

Éxodo hacia Egipto:

En el año 1.150 AC, los Hebreos comandados por Josué, llegan a Canaán, luego de su salida de Egipto. Comienzan a conquistar el territorio, desde el este, topándose con los Filisteos, a quienes no logran subrayar.

En el año 1.010 AC, Saúl es ungido como rey de los Hebreos, llamando a una rebelión, contra los Filisteos, la que culmina en un real fracaso.

El año 1.000 AC, el rey David, ocupa una importante franja del territorio, capturando Jerusalén (venciendo a los Filisteos, y recluyéndolos en la zona costera de Palestina) para comenzar a construir el reino judío.

El año 950 AC, el rey Salomón (hijo de David) levanta el primer Templo, en Jerusalén, del cual no se ha encontrado una evidencia tan clara.

Reinos de Saúl, David y Salomón:

A la muerte de Salomón, lo que desencadena una pugna por el poder llevando, finalmente a la división del reino en dos : al norte Israel (con capital Samaria), y al sur, Judea (con capital Jerusalén).

Reinos de Israel y Judea:

Una parte de la población Palestina autóctona permaneció bajo ocupación, los aprendieron de ellos sobre agricultura y el sistema habitacional de las ciudades, mientras el resto de los poblados palestinos no conoció la ocupación hebrea.

En el año 920 AC, los Hebreos fueron atacados por Egipto, el cual se apoderó de las considerables riquezas acumuladas por los distintos reyes, principalmente las del famoso Templo de Salomón.

Ese mismo año 920 AC, el antagonismo de ambos reinos lleva a la construcción de Bethel, el Santuario Real de Israel, como contraposición al Templo de Jerusalén. Desaparece el Reino de Israel a manos de los Asirios, luego de tan sólo 200 años de existencia, floreciendo las comunidades autóctonas.

Imperio Asirio:

En el año 723 AC, Alejandro rey de los Asirios pone fin al Reino de Israel, quedando el Reino de Judea como siervo de los Asirios, comprometiéndose a pagar tributos. La desaparición del Reino de Israel a manos de los Asirios, luego de tan sólo 200 años de existencia, provoca el florecimiento de las comunidades autóctonas.

El año 587 AC, el Reino de Judea, es conquistado por los Babilonios, con el caldeo Nabucodonosor a la cabeza. Con la liquidación del Reino de Judea, quedó también terminada el dominio de los Hebreos en Palestina. Se dice que Nabucodonosor era descendiente de Ismael.

Imperio Babilónico:

Un número insignificante de Judíos quedó residiendo en pequeñas comunidades que se encontraban bajo la autoridad de los que gobernaron sucesivamente Palestina, mientras la mayor parte habían sido conducidos a cautiverio para ser esclavos en Babilonia, por el rey Nabucodonosor.

El año 538 AC, se produce la invasión Persa de Palestina.

Imperio Persa:

En el año 520 AC, el predominio egipcio sobre la región se hacía evidente, e inclusive se produce un intento de toma de la ciudad de Jerusalén por parte de éstos. El rey Ciro, de Persia, permitió a los que se encontraban en Babilonia, para retornar a Jerusalén, como compensación por haber recibido ayuda en la invasión a esta ciudad, pero sólo una minoría decidió emigrar a Palestina. Aquellos que regresan, construyen el Segundo Templo de Jerusalén.

El año 333 AC, Alejandro el Grande venció a los Persas, conquistando Palestina, con lo que comienza el predominio helénico.

Imperios Babilónico, Persa y Griego:

El año 323 AC, Alejandro muere, y su imperio comienza a desintegrarse. Palestina pasa a manos de Egipto.

Palestina en el Siglo II AC:

El año 64 AC se produce la invasión romana de Palestina. Pompeyo conquista el país.

En el año 37 AC, el Senado Romano nombra a Herodes el Grande, rey de Judea, y siervo de Roma.

Imperio Romano en los tiempos de Cristo:

Desde el primer siglo de nuestra era toda la zona del Mediterráneo fue dominada por los Romanos, y no puede dejar de señalarse que en dos oportunidades la minoría hebrea trató de rebelarse contra los dominadores romanos. Primero entre los años 69 y 70 DC, la que causa la destrucción hasta los cimientos de Jerusalén, y masacrando a su población. Sólo un número reducido de Judíos logró huir hacia algunos países vecinos, tales como Egipto, Siria, y otros del Norte de África y de las costas Mediterráneas, quedando una ínfima parte en otros sectores de Palestina. La segunda el año 135 DC, que provocó la salida definitiva de los Judíos de Palestina, los que principalmente fueron llevados como esclavos a Roma y a otros dominios romanos.

A partir de entonces no se oyó hablar más de los Hebreos en Palestina, su historia pasó al más profundo olvido.

Antes de continuar me gustaría hacer un pequeño paréntesis para definir el término Árabe, palabra que empezaremos a ocupar desde ahora.

Hay que dejar claro que los Árabes no constituyen un grupo étnico homogéneo y la definición de “Árabe” ha variado a través de las épocas y de los contextos. Hoy en día se definen como Árabes aquellos pueblos que tienen como idioma materno la lengua árabe, con independencia de sus orígenes étnicos. Habitan la franja mediterránea que va desde la meseta del Irán, pasando por la península Arábiga, hasta llegar al Atlántico. El único país árabe que está fuera de esta franja es Sudán.

En resumidas cuentas son una serie de pueblos que prácticamente tienen sólo en común el idioma árabe.

Vayamos entonces a lo central, el idioma. El idioma árabe entra dentro del grupo de las lenguas semíticas en su rama meridional-central; el árabe está relacionado con el que se habla en Israel, el amárico o etíope, que se habla en Etiopía, así como con las antiguas lenguas semíticas.

Las primeras inscripciones que se conservan en árabe se encontraron en la península Arábiga y datan de principios del Siglo IV DC, pero hay historiadores que indican que ya se usaba como dialecto en algunas tribus que habitaban la península Arábiga, Siria, Etiopía y Palestina a fines del Siglo II DC. Aunque se piensa que como la lengua y en forma un poco más masiva se usa ya desde comienzos del Siglo V DC.

Además con lo anterior podemos decir con claridad que los Árabes estaban en Palestina antes de la conquista de Palestina por parte de los ejércitos Árabes-Musulmanes del año 636 DC. Además los Árabes-Musulmanes no eran pueblos netamente colonizadores, ellos absorbían otros pueblos y los transformaban, a su creencia, religión e idioma. Lo mismo ocurre en el caso de los Turcos Otomanos que llegaron después.

Por lo tanto podemos decir que en el Siglo II DC ya habían Árabes que habitaban Palestina.

Volvamos a lo central del tema histórico que expongo:

Aunque los Árabes, o los pueblos que serían Árabes en el futuro, constituían la mayoría de la población de Palestina seguían bajo el dominio de los romanos. En el año 267 DC comenzó una revolución contra la dominación romana dirigida por la reina árabe Elesba de Tadmor (algunos la llaman Zenobia de Tadmor, y Tadmor era la ciudad Siria de Palmira), que logró derrotarlos y ocupar nuevamente Palestina durante algunos años. En el 272 DC los romanos volvieron a ocupar dicha región.

En el año 312 DC, se decreta el Edicto de Milán, con lo que el Cristianismo pasa a ser la religión oficial de lo que en un futuro cercano sería el Imperio Romano de Oriente o Imperio Bizantino (incluyendo Palestina).

Tal como hemos indicado antes, en el año 636 DC, los ejércitos Árabes-Musulmanes conquistan Palestina, con lo que sería la entrada oficial de Palestina al Mundo Árabe, aunque extraoficialmente ya lo era desde el Siglo II DC.

Dejemos el contexto histórico y volvamos un poco a los Judíos y a los Árabes Palestinos, para rematar el tema.

Durante el período de dominación romana, los Judíos comenzaron a diseminarse por el mundo, concentrándose principalmente en los puntos económicos y comerciales más importantes del Imperio Romano, sin que existiera obstáculo alguno que les prohibiera el retorno a la llamada “Tierra Prometida”.

Para la comunidad judía había comenzado la gran “diáspora” de sus miembros, emigraron hacia muchos de los países del mundo antiguo. Desde esta época, su único vínculo comunitario sería a través de las sinagogas como símbolo de la continuidad de la tradición hebrea, de esta forma la presencia judía en Palestina concluyó con el inicio de la nueva era.

Es necesario corregir, desde el principio un común error : los Hebreos después del éxodo a Egipto (de más de 4 siglos) invadieron Canaán el siglo XII AC, encontraron una población colonizadora (igual que ellos cuando llegaron por primera vez) asentada con una cultura establecida. La población de entonces comprendía a los Cananeos colonizadores, los Gabaonitas y los Filisteos. Pensemos que los filisteos nunca fueron sometidos por los invasores Hebreos, y conservaron el control de su llanura costera a lo largo del Mediterráneo.

Otro aspecto es el éxodo en sí. Los Hebreos, emigraron a Egipto arrancando de la hambruna en el año 1.700 AC. Sin embargo muchos pueblos, especialmente los Cananeos, que habían llegado a Palestina mucho antes que los Hebreos, se quedaron y afrontaron el período de hambruna, gracias a sus conocimientos más avanzados en agricultura. Y no sólo ellos, sino que también algunas tribus de Hititas, Hurritas, Ismaelitas y otros, se quedaron.

Pero a pesar de la abrumadora sucesión de guerras, invasiones y conquistas en Palestina, los elementos indígenas de la población, a excepción de los Hebreos que fueron, a la vez invasores y luego muertos y deportados, han sido, casi hasta la mitad del Siglo XX DC, básicamente los mismos.

Existe otro error creado deliberadamente, y que en parte ya comentamos, de que los Árabes Palestinos, llegaron a Palestina durante la invasión Árabe-Musulmana del Siglo VII DC, lo que no es verdadero históricamente. Los Árabes Palestinos son los habitantes nativos de Palestina, la conquista de Palestina por los Árabes-Musulmanes en el año 637 DC no fue el punto de partida su ocupación del país. Los Árabes son un pueblo pre-islámico, vivieron en Palestina y en otras partes del Cercano Oriente antes del advenimiento del islamismo. Lo anterior se refuerza pensando que en Palestina no sólo viven Árabes que profesan la religión musulmana, sino que también profesan la religión católica ortodoxa, e inclusive algunos que siguen la religión católica romana, cosa que también ocurre en El Líbano.

Henry Cartan en su libro “Palestina, los Árabes e Israel” indica que los Palestinos de hoy descienden de los Filisteos, Cananeos y otras tribus primitivas, son los primeros y más tradicionales habitantes del país, han vivido continuamente y sin interrupción en su país, desde los albores de la historia. Su establecimiento en Palestina puede remontarse hasta, por lo menos, cuarenta siglos.

Hubo infusiones de otros elementos raciales en la cepa Palestina, principalmente Griego, Romano, Árabe - Musulmán y Cruzados. Pero este linaje Palestino que comprende tanto a Cristianos como a Musulmanes, siguió constituyendo el principal elemento de la población hasta que, la mayoría de los habitantes originarios fueron desplazados por los Israelíes, en 1948.

Además de los Musulmanes y Cristianos, siempre existieron otras comunidades que vivieron en medio del Pueblo Palestino, éstas incluían Judíos, Armenios, Asirios y Kurdos.

Los Judíos nunca se integraron a la cepa étnica formada por el pueblo primitivo de Palestina, y representaban una pequeña comunidad. Desde el Siglo I de nuestra era y hasta el Siglo XX, los Judíos dejaron casi de existir en Palestina, incluso desaparecieron como el principal elemento de la población, en su mayor parte, después de las guerras de los años 70 y 135 de nuestra era.

Entrego solo mi humilde opinión, basado en hechos históricos, respecto del hecho que decir que se tiene derecho a una tierra porque en alguna parte de la línea del tiempo se habitó allí no es tan exacto y que el trasfondo es algo mucho más complicado, en el caso de Canaán, de lo que muchos suponen. Además que es uno de los discursos más usados para justificar muchas de sus acciones.

Algunas Palabras con sus respectivas definiciones:

Arabesco - La ornamentación floral tuvo una amplia difusión en el arte islámico y su manifestación más característica es el arabesco. Arabesco significa cualquier patrón que se repite, basado en enredaderas de volutas y hojas. Los arabescos pueden encontrarse debajo de otro ornamento, también pueden servir como paisaje o contexto en el que hombres y animales se desvanecen.


El arameo - (del hebreo ????????, aramí, «de la tierra de Aram») es una rama de las lenguas semíticas con una historia de al menos 3.000 años. El arameo antiguo fue el idioma original de grandes secciones de algunos libros de la Biblia, como los de Daniel y Esdras además del Pentateuco, así como la lengua principal del Talmud. Es posible que el arameo palestino fuese la lengua hablada por Jesús de Nazaret. El grupo arameo pertenece a la familia de las lenguas semíticas, que a su vez forman parte de la macro familia afroasiática, como el árabe, y al grupo de lenguas semíticas noroccidentales que incluye a las lenguas cananeas, como el hebreo.

Atributos - cada una de sus cualidades

Biblia - libro sagrado de los cristianos, donde se encuentra la Palabra de Dios. Se divide en Antiguo Testamento (la Biblia hebrea) y Nuevo Testamento

Caaba - Caaba significa cubo y se le llama así porque dentro de este santuario, una construcción rectangular, se conserva un cubo de piedra de 15 metros de alto, revestido de brocado negro, que tiene una cavidad que besan los peregrinos.

Caligrafía - Arte de escribir con letra muy bien formada y bella.

Corán - libro sagrado del Islam considerado la Palabra de Dios

Diáspora- palabra griega que designa la dispersión del pueblo por el mundo

Intifada - en árabe significa "despertarse, levantarse", así se denomina la lucha de los palestinos por su autodeterminación.

Lengua árabe - El mundo islámico comprende diversas razas y lenguas. El árabe, la lengua de Mahoma, el persa y el turco son los tres principales idiomas hablados. Aunque todos ellos se escriben en alfabeto árabe (con la excepción del turco moderno) y por lo tanto parecen iguales a la vista, estos tres idiomas son completamente diferentes. De la misma manera que turcos, persas y árabes son pueblos racialmente muy diferentes. Es la religión del Islam la que provee el lazo y la base común a todos.

Los Diez Mandamientos o Decálogo revelados a Moisés por Dios son: "Yo soy Yaveh, tu Dios, no tendrás otros dioses además de mí. No crearás una imagen grabada. No mencionarás en vano el nombre de Yaveh. Recuerda el Sabbat. Honra a tu padre y a tu madre. No matarás. No cometerás adulterio. No robarás. No mentirás. No codiciarás". Éxodo 20, 2-14.

Mezquita - Las mezquitas son los templos islámicos, que también sirven como centros sociales, políticos y educativos para toda la comunidad. La disposición usual de una mezquita consiste en un recinto de oración que se abre a un patio. La dirección del rezo está siempre en dirección a La Meca, hacia la Caaba. La oración del viernes en las mezquitas es dirigida por un imam.

Pogrom - en ruso "devastación", es una agresión aprobada por las autoridades y dirigida contra las propiedades y personas de una minoría religiosa, racial o nacional. El término se aplica generalmente a los ataques que sufrieron los judíos rusos entre 1881 y 1917.]

Religión musulmana o Islam - La religión del Islam provee el lazo que une a cientos de millones de personas distribuidas alrededor de todo el mundo, desde el norte de África hasta el Sureste asiático. Todos aquellos que expresan la profesión de fe ("No hay más Dios que Dios y Mahoma es su profeta") en un solo Dios conocido como Alá, todos aquellos que conocen el árabe del Corán aún cuando no sea su lengua madre, todos aquellos que oran hacia La Meca, están unidos por la base común de la religión musulmana.


Semitas- quiere decir descendientes de Sem, hijo de Noé. Es una familia etnográfica y lingüística que comprende todos los pueblos que hablan o hablaron el arameo, el siriaco, el caldeo, el asirio, y el árabe.

Talmud - código fundamental del derecho judío, civil y canónico, que complementa el Antiguo Testamento

Nota: Algunos nombre de Ciudades, Personas, etc. varían en su escritura dependiendo del idioma de la fuente histórica que se ha utilizado en el caso especifico.

Todos los seres humanos son iguales sin distinción de raza color o religión y tienen derecho a la felicidad y el respeto de sus semejantes.

Paul Chehade:.

Para mayor informacion visite:
http://www.paulchehade.com

# # #

Paul Chehade está dedicado a servir a los menos afortunados, sin considerar la religión, raza, etnia, y sexo de las personas, como una demostración incondicional del amor de Dios por todas las personas, ayudando comunidades alrededor del mundo.
http://www.paulchehade.com

Total Views: 104Word Count: 8523See All articles From Author

Religion Articles

1. Vastu Tips For Your Professional Life If You Facing Struggle.
Author: Dr. Puneet Chawla

2. Seven Vastu Tips For Your Health
Author: Dr. Puneet Chawla

3. Benefits Of Feng Shui Bejeweled Wish Fulfilling Tortoise
Author: Divya

4. Do Pranic Healing For Healthy Life
Author: Aadishakti

5. Best & Top Get Your Ex Love Back Consulting Services In Brooklyn, New York, Usa
Author: Mastervikramji1

6. Vastu Tips On Kuber -the Bestower Of Wealth And Richness.
Author: Dr. Puneet Chawla

7. How Astrology And Karma Connected To Each Other
Author: Aadishakti

8. 2017 Bible Prophecy Today
Author: Gabriel Logan

9. Get The Best Solution For Your Love Back In Life
Author: Kick James

10. Solve Your Relationship Doubts By Best Astrologers
Author: Aadishakti

11. I Believe Astrology Or Vashikaran Are Not Fake
Author: James Kick

12. India Love Problem Solution - Having Trouble With Love Life 0-8146591889
Author: Astrologer Ganga Ram Tantrik

13. Best Horoscope Reader In Bangalore
Author: Aadishakti

14. Vashikararan Specialist & Expert In Toronto,canada-astrologer Vikram Ji
Author: astrologervikramji

15. Black Magic Removal Services In Wembley, London, Uk
Author: Astrologersrinivas

Login To Account
Login Email:
Password:
Forgot Password?
New User?
Sign Up Newsletter
Email Address: